martes, 11 de marzo de 2014

Antiparasitarios



A menudo nos visitan clientes con dudas sobre los tratamientos antiparasitarios que ofrecemos en nuestra tienda, por lo cual hemos decidido tratar en este post los tres tipos de productos principales para el tratamiento de pulgas y garrapatas.

El collar, la pipeta y los pulverizadores son formatos antiparasitarios que previenen las pulgas y garrapatas en el perro. Todos son eficaces para mantener a raya a los parásitos e insectos, aunque se diferencian en la manera de aplicarlos y en la duración de su efecto.
Los productos contra pulgas y garrapatas en el perro están compuestos por sustancias insecticidas (ectoparasiticidas). Se comercializan con las dosis adecuadas para repeler y matar parásitos e insectos que pongan en riesgo la salud del perro, pero también tienen en cuenta que han de ser inocuos para el resto de seres vivos que conviven con la mascota.
La variedad de productos antiparasitarios ha aumentado en los últimos diez años y hoy en día hay mayor conciencia con respecto a la importancia del cuidado de los animales.

Los factores que pueden ayudar a elegir entre collar, pipeta o aerosol son: la edad dela mascota y el entorno donde viva. Por ejemplo, si el perro vive en un entorno rural o al aire libre en el que pueda entrar en en contacto con otros animales -perros, vacas, ovejas, etc.- es más recomendable un uso combinado de los antiparasitarios (collar y pipeta o collar y aerosol). De esta manera, se refuerza la acción repelente contra parásitos e insectos.

En todo caso, el veterinario es quien mejor nos puede asesorar sobre el producto antiparasitario adecuado para el animal.

El collar contra pulgas y garrapatas, un clásico de larga duración .


Un collar mantiene su efecto hasta seis meses. La longitud de los collares puede ser de alrededor de 65 centímetros (con variaciones, según el fabricante), por lo que sirven para varios usos.
Sin embargo, el collar no siempre es el antiparasitario idóneo para una mascota por ejemplo los cachorros que son mas juguetones y se mueven mucho pueden arrancarselo y comerselo. Además algunas mascotas pueden desarrollar problemas de alergia dermatológica.

Las pipetas son un formato eficaz que no provoca alergias

La pipeta protege al la mascota aproximadamente durante un mes y hay que evitar que el perro se lama el producto por lo cual es conveniente aplicarlo en la espalda, desde el cuello, hasta poco antes del nacimiento de la cola. Para aplicarlas, hay que separar el pelo, así se asegura que el producto que contiene la pipeta cae sobre la piel.
Viene en monodosis en las la cantidad de antiparasitario e insecticida que contenga, que se adapta al peso del animal. Con el fin de potenciar el efecto de las pipetas, es recomendable no bañarlos dos días antes de aplicarla, ni dos días después de haberla colocado.

Aerosoles con acción inmediata que dura poco tiempo


Los pulverizadores para combatir las pulgas y garrapas se caracterizan por tener un efecto inmediato, si bien no se mantiene durante tanto tiempo, como el de las pipetas y collares.
Los pulverizadores antiparasitarios se pueden aplicar cada dos semanas sobre la piel del perro. Si el perro se moja, el efecto protector desaparece y será necesaria una nueva aplicación. Estos productos también se pueden aplicar directamente sobre la cama del animal.

Por último unos consejos...

  • Consultar al veterinario para conocer el producto más adecuado que proteja al perro de parásitos e insectos.
  • Ser riguroso con los plazos y formas de aplicación de los productos
  • Revisar nuestro amigo, aunque tenga un tratamiento antiparasitario, tras los paseos por campo y el contacto con otros animales.
     

1 comentarios:

Enfermedades y Remedios dijo...

Es importante lo que mencionas acerca de Las alergias con los collares.

Publicar un comentario